Sensor de huellas incrustado en pantalla de Qualcomm

Qualcomm trabaja en sensores de huellas incrustados en pantalla y revela la fecha en la que llegarían al mercado

, ha puesto su nombre una vez más en el primer puesto de la lista de fabricantes, y es que esta vez ha desarrollado otro hardware que se implementará en los dispositivos más punteros del mercado.

La empresa ha desarrollado un método de captar las huellas digitales que llevan tres principios fundamentales; exhibición, metal y cristal.

Exhibición, Metal y Cristal.

Para entender este concepto, hay que imaginarse tener una función que no puedes ver, es aquí donde actúa la detección de huellas sin tocar ni ver. Qualcomm ha encontrado la forma de poner el sensor de huellas digitales en donde no pueda ser incómodo, o visible de cualquier forma, además ha conseguido integrar el reconocimiento de huellas sin ni siquiera tocar la superficie, es decir con solo exhibir tu dedo.

La capacidad de esta tecnología permitirá implementar el lector de huellas, tanto en la pantalla del dispositivo, como en la parte trasera del teléfono. Bien sea, que la superficie esté fabricada en metal (Como en los Huawei que tienen su parte trasera de Aluminio) o superficies de cristal (Como el Samsung Galaxy S7 y otros), el dispositivo será capaz de detectarlo sin mayor problema.

¿Ciencia ficción o realidad?

Muchos soñamos con poder tener un dispositivo que al poner el dedo en la pantalla, reconozca nuestra huella y se desbloquee, Ahora estamos más cerca que nunca, de ver esta tecnología en la palma de nuestras manos. Aunque por el momento sólo funcionará en paneles OLED de hasta 1200μm (1200 micrómetro o 1,2 milímetros), esto permite a los dispositivos modernos esencialmente “ocultar” el sensor de huellas dactilares mediante la detección de ultrasonido, una técnica que hasta ahora ha sido menos precisa, pero Qualcomm ha hecho posible que sea eficaz, incluso más que la detección de huella digitales.

Según Qualcomm, los métodos funcionan bajo el agua y pueden ir acompañados de sensores de ritmo cardíaco y de flujo sanguíneo, así como gestos direccionales para hacer cosas como lanzar aplicaciones o abrir el panel de notificaciones.

Los dispositivos con sensores incrustados en cristal podrían presentarse a mediados del 2018, mientras que tendremos que esperar hasta principios de 2019,  para que la tecnología esté desarrollada en su totalidad, junto con soporte de subexposición.

¿Qué te parece la iniciativa de Qualcomm? .- ¿Podrán perfeccionar esta idea?

Deja una respuesta