¿Tienes problemas de batería en el Galaxy S8? Te enseñamos algunos tips que quizás no sabías
¿Tienes problemas de batería en el Galaxy S8? Te enseñamos algunos tips que quizás no sabías

La duración de la batería del Galaxy S8 y S8+ es realmente muy buena, pero siempre se puede mejorar.

Después de pasar dos semanas usando estos dispositivos y ver que la vida de la batería es realmente duradera, podemos ver como esta va cayendo en picado a medida que añadimos a nuestro nuevo teléfono todo tipo de aplicaciones y activamos nuevas funciones. El Galaxy S8 y S8+ no son inmunes a las deficiencias de la batería si se les usa con mucha intensidad, lo cual traerá como resultado que queramos encontrar soluciones que nos permitan darle a la batería esa fuerza que tenía en un principio.

Es por eso que desde TecnoAndroid hemos preparado para vosotros una serie de consejos sólidos que pueden ser de mucha ayuda para sacarle el máximo provecho a la batería de vuestro Galaxy S8 y S8+, ya sea que estés satisfecho con su larga autonomía o no. Seguid leyendo.

Usar el modo de ahorro de energía

modos-ahorro-bateria-samsung-galaxy-s8

La forma más fácil de ahorrar la preciosa energía de la batería es usando uno de los modos de ahorro de energía incorporados en el dispositivo. Vosotros podéis encontrarlo en la configuración, en mantenimiento del dispositivo, y luego, batería. También podéis cambiar el modo de ahorro de energía en el área de ajustes rápidos de la pantalla de notificaciónes.

El modo de ahorro de energía más usado por los usuarios es el nivel “medio”, que intenta lograr un equilibrio entre ahorrar energía y dejar que el teléfono haga todo lo que necesita. Al pulsar “medio”, podréis ver lo que sucede: disminuye el brillo, disminuye la resolución de la pantalla, limita el rendimiento del CPU e inhabilita el uso de la red en segundo plano y la pantalla siempre estará encendida. Lograréis añadir varias horas extra de duración a la batería durante el transcurso del día, pero probablemente es una opción que no os resulte suficiente.

También podéis ajustar los parámetros para encontrar quizá un punto de equilibrio que os funcione a la perfección – solo debéis tocar “personalizar” y ver que podéis cambiar. Por ejemplo, podéis mantener activado el limitador de velocidad del CPU, pero también activar el uso de red en segundo plano para que las aplicaciones continúen sincronizándose cuando no las utilicéis de forma continua.

Para los momentos difíciles donde la batería escasea o no tenéis idea de en qué momento podréis cargar nuevamente el teléfono, echadle un vistazo al modo de ahorro de energía “máximo”. Este modo disminuye de forma drástica la resolución de la pantalla, limita considerablemente el rendimiento y apaga muchas más funciones, todo esto con la intención de que la batería dure la mayor cantidad de tiempo posible, a la vez que proporciona las funciones básicas que el teléfono necesita.

Por último, si no deseáis profundizar en la configuración, Samsung ha hecho que sea realmente sencillo colocar de forma directa desde el launcher una aplicación para “dormir” aplicaciones. Simplemente debéis presionar un icono en la pantalla de inicio y pulsar Sleep. Esto hace que la aplicación entre en estado de reposo y evita que consuma batería hasta que vuelva a iniciar la aplicación.

Desinstalar aplicaciones sin usar

desinstalar-aplicaciones-que-no-usemos-en-el-galaxy-s8

 

Esta es una de las formas más fáciles de disminuir la fuga de energía de la batería, y también una opción que muchos usuarios olvidan aunque utilicen su teléfono durante semanas y meses. Todos instalamos aplicaciones que usamos una sola vez o no las volvemos a usar en un mes, y esas aplicaciones a veces pueden consumir energía de la batería aunque no las necesitéis. Solo debéis dirigiros a los ajustes, en la sección de aplicaciones para luego desplazaros hasta encontrar alguna aplicación de la que os hayáis olvidado y que no necesitéis más.

Recordad, siempre podéis volver a instalar la aplicación más adelante si creéis que os es necesaria nuevamente. Hay poca necesidad de mantener instalada una aplicación no utilizada y que posiblemente se esté ejecutando en vuestro teléfono en segundo plano.

Comprobar si hay aplicaciones con alto consumo de energía

ver-que-aplicaciones-consumen-mas-en-el-galaxy-s8

Las últimas versiones de presentaron algunas características realmente agradables a nivel de sistema que cuidan el dispositivo de aplicaciones desmedidas, pero de vez en cuando se descontrola. Si observáis que vuestra batería se agota más rápido de lo normal, podría haber una o dos aplicaciones culpables de esto, ya sea que estén funcionando sin que os deis cuenta, o que estén usando más batería de la que deberían, aun cuando las estéis usando. Solo debéis ir a la configuración, en el mantenimiento del dispositivo y luego en la batería, allí observaréis qué aplicaciones están usando cantidades notables de energía.

Esto es lo mejor que podéis hacer al final del día para conseguir una imagen mucho más precisa de cuanta batería usa la aplicación, pero la mitad inferior de esta pantalla de configuración os muestra que porcentaje de la batería ha sido usada por cualquier aplicación. Entre los culpables os encontraréis con las aplicaciones de redes sociales o aplicaciones de fotos o sincronicen datos constantemente, pero si aparece algo fuera de lo común, podéis pulsar esa aplicación y seleccionar “ahorrar energía” para limitar por completo la ejecución en segundo plano de esa aplicación. No os recomiendo que hagáis esto con casi todas las aplicaciones, pero si una os está causando muchos problemas, podéis remediarlo con esta opción.

Para profundizar un poco más, el sistema también disminuye de forma automática las aplicaciones que no se han utilizado más de tres días (se puede personalizar hasta siete días), por lo que es muy probable que cualquier aplicación fugitiva que no estéis usando no será capaz de hacer mucho por un tiempo prolongado. Si no quieres que una aplicación funcione en segundo plano, podéis seleccionarla en el área “aplicaciones no monitorizadas” en la parte inferior del panel de configuración.

Disminuir la resolución de la pantalla

samsung-galaxy-s8-resolucion-pantalla

Un ajuste rápido que os permitirá cambiar de forma casi semi-permanente para optimizar la vida de la batería sin perjudicar seriamente la experiencia de uso es disminuir la resolución de la pantalla. Solo debéis entrar en la configuración, pantalla y luego a resolución de pantalla para ver las opciones. Por defecto, el Galaxy S8 y S8+ en realidad no trabajan en su resolución máxima – están colocados en “FHD+”.

Si os habéis desplazado hasta “WQHD+” para lograr que vuestra pantalla sea lo más atractiva posible, podéis disminuirla para ahorrar un poco de batería. No os recomiendo seleccionar “HD+” a menos que realmente deseéis ahorra batería… pero en ese caso puede ser la mejor opción tomar en cuenta si andáis muy escasos de ella.

Disminuir el brillo de la pantalla

Las pantallas AMOLED de Samsung continúan haciéndose más eficientes, pero la pantalla no deja de ser el consumidor más significativo de la energía de la batería en los teléfonos. Vosotros podéis simplemente bajar el brillo de la pantalla en vuestro Galaxy S8 para ahorrar batería – ya sea usando el control deslizante en la pantalla de notificaciones, o en la configuración, específicamente en pantalla.

Si lo deseáis, también podéis desactivar el brillo automático para que, incluso en condiciones de luz, no aumente el brillo de la pantalla y consuma más energía. Al hacer esto os daréis cuenta de la cantidad de energía que ahorráis aunque penséis que tal vez os será un poco más difícil ver la pantalla con un bajo nivel de brillo. Esto también para el uso del sensor de luz ambiental, que consume recursos constantemente.

Desactivar las radios no utilizadas

Si estáis buscando ahorrar batería de acuerdo a vuestra conveniencia, debéis apagar tanto el Wi-Fi como el Bluetooth cuando no los estéis usando. Podéis alternarlos en los ajustes rápidos de la pantalla de notificaciones, facilitando el proceso.

Yendo un poco más allá, también podéis desactivar la exploración Wi-Fi y Bluetooth, que en realidad se usa para ayudar a los servicios de ubicación, aun cuando ambos radios se encuentren técnicamente desactivados. Vosotros podéis conseguir estas opciones en los ajustes, conexiones, ubicación, seguidamente, mejorar la precisión. Al apagar estos dos interruptores, vuestro teléfono no usará Wi-Fi o Bluetooth a menos que los encendáis; la única desventaja es que vuestro teléfono tardará un poco más en localizar las ubicaciones si vuestra conexión de datos y GPS no funcionarán del todo bien.

Último recurso: una power bank

Sin importar cuanto ajustéis y modifiquéis vuestro teléfono, puede que esto no sea suficiente –  después de todo, la batería no se ha crecido por arte de magia. Para aquellos momentos en los que la potencia que necesita vuestro Galaxy S8 o S8+ es más de lo que podéis lograr de forma razonable con la batería incorporada, echadle un vistazo a power banks, las hay baratas y de gran tamaño.

Samsung fabrica su propia línea de fundas con batería que cargarán rápidamente el Galaxy S8 y el S8+ y al mismo tiempo coinciden con su aspecto, pero os aconsejamos una power bank, hay toneladas disponibles por Anker, Aukey y más. Os dejamos con una lista de las mejores.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor inserta tu comentario!
Introduce tu nombre aquí